NOTICIAS

HAY QUE DAR UNA VIVIENDA DECOROSA A LA GENTE PERO CON MUCHA RESPONSABILIDAD

Para nadie es un secreto que el sector construcción es uno de los que mayor incidencia tiene en el crecimiento y desarrollo del país. Junto con la minería y la pesca, el impulso de la construcción, ya sea de viviendas o de mejoras en la infraestructura del país a través del gasto público o la inversión privada,es fundamental para alcanzar niveles auspiciosos en el PBI.

Por ello, la Confederación Nacional de Comerciantes, CONACO, cree conveniente que el Congreso de la República apruebe el uso del 95.5% de los fondos de las

AFP por parte de cada afiliado al momento de jubilarse y de ese total, un porcentaje significativo, debería ser destinado a la adquisición de una vivienda.

Que una persona, a una edad respetable, pueda acceder a una vivienda decorosa con parte del fondo de su pensión, es algo que no solo permitirá una mejora sustancial en la calidad de vida de millones de peruanos, sino que contribuirá a mover toda una maquinaria de actividades conexas que forman parte de la labor constructiva y de esa manera la economía podría alcanzar niveles de crecimiento, tanto en la creación de empleos, sino también en la dinamización del consumo interno. Esta situación tendría un fin lógico si pensamos en el contexto económico internacional donde nuestros principales mercados se han retraído en su demanda amenazando nuestra economía con un cuadro recesivo.

Por ello, resulta indispensable que, a través de fuentes de capital tan importantes como los que manejan las AFP se busque dinamizar la economía nacional. Porcentajes más, porcentajes menos, lo importante es que se fije un monto realista que permita cubrir una parte significativa del costo de una vivienda y solo en casos que el beneficiario no tenga otra propiedad inmueble.

Es necesario poner ciertos topes que, si bien aseguren el acceso al techo propio a muchos peruanos, tampoco perjudique a las AFP en su labor administradora de los fondos bajo su responsabilidad.

En tal sentido, la CONACO, se reafirma en su voluntad de apoyar toda iniciativa que lleve a mover el aparato productivo del país para evitar caer en situaciones delicadas como las que hemos vivido antes con recesión, pero también deja en claro que todo debe hacerse bajo un manejo fino de las variables por parte de los especialistas a fin de impedir que se generen huecos por tapar otros. La irresponsabilidad no debe tener espacio en la tarea de fomentar el progreso del país.

DEJA UNA RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *